La-NanaEn “Cadena perpetua”, cuando uno de los reclusos de más edad es puesto en libertad y se suicida a los pocos días, Morgan Freeman le explica con su voz de narrador profesional a Tim Robbins que la culpa de todo la tiene la ‘institucionalización’; después de media vida entre rejas ese hombre era respetado intramuros de la cárcel, era alguien allí dentro, sin embargo en la calle no es más que un pobre viejo ex-convicto en un mundo que no conoce ni entiende. A la protagonista de“La nana” le sucede, sin llegar a extremos tan drásticos, algo parecido. Lleva 20 años de sus 41 como criada interna en casa de una familia bien. Vive una vida monótona, una vida penosa, pero es su vida, la que conoce y controla; por eso, cuando cae enferma y sus jefes deciden contratar a una chica para que le eche una mano, esta Raquel (Catalina Saavedra) sentirá que invaden su territorio, que la(s) recién llegada(s) tratan de usurpar su puesto, y hará todo posible por boicotear su estancia en la casa.

Silva compone una cinta donde prima la sencillez; una película pequeña centrada en los sentimientos del personaje de Catalina Saavedra, sus ‘celos profesionales’ para con sus compañeras y esa peculiar relación con los patrones; de confianza, pero distante, con cierto cariño mutuo, pero comiendo cada uno por separado. A buen seguro el director chileno se crió en una casa parecida a la de “La nana” o, como mínimo, conoce bien de cerca los conflictos y las cuitas que aquejan a las Raquel de este mundo, porque refleja con mucha precisión y sutileza esos tira y afloja emocionales entre amos y sirvienta o las férreas jerarquías que se instauran implícitamente cuando la veterana recibe a las novatas.

Buen retrato psicológico el de Silva y mejor interpretación la de Catalina Saavedra. Este treintañero se autoimpone el reto de contar una historia cuya protagonista resulta del todo arisca, tremendamente antipática; de dárnosla a conocer para acabar entendiendo los porqués de una aspereza que roza lo asocial. Un bonito tributo a “las que tienen que servir”.

Anuncios